La CSW68 trae avances y retos para la igualdad de género

Marides Santos SSpS

La 68ª sesión de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer (CSW68) se celebró del 11 al 22 de marzo en la sede de las Naciones Unidas, reuniendo a líderes gubernamentales, representantes de la sociedad civil y otras partes interesadas para examinar los avances y retos relacionados con la igualdad de género y el empoderamiento de la mujer a nivel mundial.

Con el tema prioritario “Acelerar el logro de la igualdad de género y la autonomía de todas las mujeres y niñas”, la CSW68 se centró en abordar la pobreza y reforzar las instituciones y la financiación desde una perspectiva de género. El tema de revisión examinó los sistemas de protección social, el acceso a los servicios públicos y las infraestructuras sostenibles. También se debatió un tema emergente sobre inteligencia artificial en términos de avance de la igualdad de género.

CSW68 Resultados e impacto

Tras largas negociaciones, se alcanzó el resultado esperado: unas conclusiones consensuadas sobre el tema prioritario. Las conclusiones instan a tomar medidas concretas en ámbitos como la educación de calidad, la atención sanitaria, la protección social, el trabajo de cuidados no remunerado, la participación de las mujeres en la toma de decisiones y la elaboración de presupuestos sensibles al género. Preocupa que se haya suavizado el lenguaje en comparación con años anteriores. Las conclusiones servirán de base a iniciativas como Pekín+30 en 2025.

Se hizo hincapié en garantizar que se escuchen las voces de las bases, aunque algunos representantes de la sociedad civil siguen encontrando obstáculos para acceder a la CSW68. Las opciones de participación virtual contribuyeron a ampliar las aportaciones. Los jóvenes destacaron la necesidad de un diálogo intergeneracional.

Los debates de la CSW68 reflejaron las crisis mundiales que afectan a la igualdad de género, desde el cambio climático hasta los conflictos. Se hizo un llamamiento para acabar con los compartimentos estancos y adoptar un enfoque interseccional en cuestiones como la paz, el comercio, la justicia fiscal y el desarrollo sostenible.

En general, la CSW68 representó tanto el progreso como los retos actuales en la lucha por la igualdad de género y los derechos de las mujeres a nivel mundial. Se reconoce que es necesario acelerar la acción para alcanzar objetivos como la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. La CSW68 hizo avanzar la conversación, pero aún queda mucho trabajo por hacer.

Principales acontecimientos y eventos

  • Las mesas redondas ministeriales sobre los temas prioritarios y de revisión permitieron a los gobiernos compartir estrategias y buenas prácticas. Se hizo hincapié en la elaboración de políticas sensibles a las cuestiones de género.
  • Los diálogos interactivos dieron cabida a las voces de la sociedad civil. Las ONG plantearon cuestiones como los derechos reproductivos, el liderazgo de las mujeres, las lagunas en la protección social, la violencia de género y la financiación adecuada.
  • Los actos paralelos y los foros paralelos organizados por organismos de la ONU y ONG permitieron sensibilizar sobre diversos temas. Los actos abordaron cuestiones como la mujer en la política, el trabajo no remunerado de cuidados, las mujeres con discapacidad, los datos de género, el cambio climático y el espíritu empresarial de las mujeres.
  • El Foro de la Juventud CSW68 reunió a más de 200 jóvenes líderes. Elaboraron una declaración en la que exigían una actuación más audaz y la rendición de cuentas por parte de los responsables políticos.
  • Actos culturales como exposiciones fotográficas, proyecciones cinematográficas e instalaciones artísticas proporcionaron espacios creativos para promover la igualdad de género.

De cara al futuro

La CSW68 representó otro hito en el largo camino hacia la igualdad de género en todo el mundo. Hubo momentos de inspiración, frustración y diálogo franco. Aunque se lograron avances, la CSW68 reafirmó la necesidad de una acción acelerada, voluntad política y participación inclusiva para cumplir la promesa de igualdad de género para todas las mujeres y niñas. Habrá mucho trabajo por delante mientras el mundo avanza hacia Beijing+30 en 2025 y traza el camino futuro de la igualdad de género.

Marides Santos, VIVAT Nueva York

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.